¿Quiere tener éxito? Comience con actitudes

¿Quiere tener éxito? Comience con actitudes

Por Shirley

Quizás conoce a personas insatisfechas con su situación actual. Alguien que esté acostumbrado a quejarse constantemente.

Es como si viera el mundo con un lente oscuro, negativo. En todo ve problemas, tragedias y le cuesta salir de esa mirada. Creyendo que la vida es así y nunca cambiará.

Es cierto que el mundo no es perfecto y que ocurren injusticias todos los días. Sin embargo, los que sólo perciben la realidad de forma negativa; se arriesgan a bloquear su capacidad de proyectar positivamente.

Es por lo que debe dejar de lado sus debilidades y enfrentar las dificultades que vive. No significa que evadirá la realidad. Por el contrario, cada problema que pase se convertirá en una posibilidad para mejorar y seguir adelante.

Si comprende las debilidades sólo de forma negativa, su actitud se vuelve pesimista. Entonces sigue a la mayoría, sin pensar.

Por esa creencia no intentará hacer nada fuera de lo común, se estancará. Deseará algo mejor para su vida, pero no tendrá coraje para dar el paso que necesita.

En cambio, el que tiene una mirada positiva, cree que tiene todo lo necesario para transformar su historia. Seguir la orientación de Dios, es el mejor camino.

Preste atención a su reacción frente a las dificultades que se presentan ante usted.

¿Quiere saber más sobre este y otros temas?

Participe en la Nación de Vencedores que se realiza todos los lunes en el Templo de la Fe, Av. de Las Américas 305 norte de Guayaquil. Los horarios son 7H, 10H, 12H, 15H y especialmente 19H

“Desempleada y con las deudas acumulándose todos los días”

•• Sra. Dora Martínez.

En el lugar donde laboraba, las cosas ya no marchaban bien y me empezaron a disminuir horas de trabajo, hasta el punto en que me pedían ir sólo uno o dos días.

Mi esposo tenía el vicio del alcohol y eso nos llevó a tener muchos problemas bastante serios en la vida financiera, ya que no lográbamos liquidar todas las deudas que se iban acumulando por causa de su vicio.

En ese tiempo conocí a la Iglesia Universal, comencé a participar de las reuniones y comprendí que la única manera para vencer cada problema es a través del uso de la fe. Empecé a luchar por mi matrimonio, porque no lo quería perder y por mi economía. Perseverando y sin darme por vencida, Dios me escuchó y respondió.

Hoy mi matrimonio está restaurado, las puertas en mi vida económica fueron abiertas, la dueña en donde yo trabajaba me dijo que si quería el negocio. En el momento no me sentí capaz de obtenerlo, pero reaccioné y me di cuenta que esa era la respuesta de Dios y que Él me daría la capacidad para progresar y avanzar en mi vida.

A partir de ese momento no he dejado de ver las maravillas de Dios en mí, hoy junto a mi familia, tenemos nuestra casa propia, acabo de adquirir un auto nuevo y el negocio cada vez está mejor. En la Iglesia Universal he visto que con Dios no hay como decir que no venceremos, ya que Él es nuestro guía para vencer y conquistar grandes cosas.

“No he dejado de ver las maravillas de Dios en mi vida, hoy tengo mi propio negocio.”

La Nación de Vencedores es la reunión para usted que desea salir de la  crisis económica, tener una vida próspera y exitosa.

comentarios


Free WordPress Themes, Free Android Games