¿Cómo reacciona usted cuando la corrigen?

¿Cómo reacciona usted cuando la corrigen?

Por universal.org.ec

La necesidad de corrección choca con su ego, pero ella puede ser el camino para convertirse en una mejor persona.

El ser humano, por naturaleza, vive en favor de su ego, de su orgullo y desea hacer lo que bien entiende, y cuando quiere. En ese sentido, a muchas personas les gusta apuntar el error de alguien cercano, juzgando ser mejores, pero se olvidan de sí mismos y de sus defectos, como ilustró el Señor Jesús, al decir: 

“… saca primero la viga de tu propio ojo, y entonces verás bien para sacar la paja del ojo de tu hermano.” Mateo 7:5 

Este tipo de actitud orgullosa está presente en muchos momentos: trabajo, casa, iglesia, familia y hasta con Dios. Muchas personas cometen errores en el área espiritual y, por no cambiar de actitud, comprometen todo en sus vidas. 

La mejor actitud 

Cuando usted es corregida, tiene dos opciones, puede decir “ah, que bien, gracias” y fingir, o se esfuerza para mostrar que nada ocurrió; o usted lo acepta y medita en ello, pasando a entender que se equivocó y no puede actuar como si nada hubiera ocurrido. 

Muchas veces, vemos las correcciones como si fueran algo injusto, pero, cuando hay un deseo de ser mejor, hasta lo que es malo llega para bien. 

Equivocarse es humano y todos pueden cometer fallas. La diferencia está en la forma como lidiamos y actuamos delante de ellas, cuando usted no queda intentando encubrir lo que ocurrió, usted reconoce lo que hizo y acepta las consecuencias.

comentarios


Free WordPress Themes, Free Android Games