El camino de la Sal

El camino de la Sal

Por Departamento Web

Mi adicción era cada vez más fuerte

“Desde los 14 años empecé en el mundo de los vicios, tomaba alcohol, fumaba marihuana por montón, después empecé a consumir la base de cocaína.

Deambulaba por las calles como un mendigo sin rumbo ni aspiraciones en la vida, en varias ocasiones estuve preso. Pensaba que haciéndome de compromiso mi vida iba a cambiar”, relata Fernando.

“Convivir con mi esposo era un sufrimiento, él me maltrataba física y verbalmente, en ocasiones me golpeaba con una cadena”, comenta la esposa de Fernando.

“Cuando llegué a este tratamiento mi vida cambió, pues la obsesión por fumar y beber ya no existen más”, finaliza Fernando.

Las drogas eran mi desayuno diario

“Estuve atrapado en los vicios desde los 10 años, empecé fumando cigarrillo, después probé la marihuana, cocaína, alcohol. Tenía que sí o sí consumir drogas por la mañana para estar bien”, recuerda Santiago.

“Era desesperante, no sabía si mi hijo regresaría a casa con vida, a veces se desaparecía por varios días”, relata la mamá de Santiago.

“Participando en el Tratamiento para la Cura de los Vicios, encontré la solución para mi adicción a las drogas, hoy por hoy no siento la necesidad ni el deseo de querer consumir, además tengo trabajo y he recuperado el amor de mi familia”, finaliza Santiago.

Domingo a las 15H, en la Av. de Las Américas 305, norte de Guayaquil, contamos con un atendimiento gratuito, para mayor información puede comunicarse al: 0999783623

comentarios


Free WordPress Themes, Free Android Games